El Ingeniero Juan Manuel Cano, Viceministro de Obras del MOPC, explicó que aproximadamente 700 metros de ruta fueron socavados por la última tormenta en la zona de Azote’y en el norte del país.

Indicó que las intensas lluvias propiciaron el desmoronamiento debido al gran caudal de agua que se juntó en el lugar.

“Vamos a incorporar más alcantarillas para evitar que el agua inunde la zona. El daño causado fue muy grande”, admitió Cano.

El viceministro informó que a pesar del desastre el tránsito no está interrumpido ya que los camiones fueron desviados por caminos vecinales, mientras que los vehículos livianos pasan sin ningún tipo de problemas.

Refirió que la ruta destruida cumplía con todas las especificaciones técnicas y que la lluvia caída en las últimas semanas fue considerable y que ocasionó el desmoronamiento.

Cano expresó que en todo el país existen unos 12.000 metros lineales de puentes que necesitan ser cambiados en forma urgente y que existen una posibilidad de reemplazarlos por puentes metálicos de emergencias mientras se construyen los de hormigón.

Finalmente mencionó que el Ministro Ramón Giménez Gaona ya se encuentra en el lugar del desastre para considerar los daños y ver las soluciones.