La integración y el trabajo coordinado produjo resultados tangibles con respecto a la actualización del mecanismo de seguridad del Mercosur.

El ministro del Interior, Francisco De Vargas, enfatizó que el acuerdo permitirá que los policías de la región puedan intercambiar información autorizada en tiempo real y autorizada por la legislación, sobre buscados por las autoridades, vehículos y armamentos.

El consenso se dio en la reunión de ministros del Interior y de Justicia del Mercosur, llevado a cabo esta semana en el país, en cuya ocasión se entregó la Presidencia Pro témpore a Uruguay.

De Vargas calificó de exitosa la reunión, ya que los avances del ejercicio y del encuentro fueron muy sustanciales, tanto en materia de seguridad como en materia de justicia, según destacó.

Agregó que el 15 de marzo del próximo año, quedó instalado como el Día del Desarme Voluntario, que se iniciará bajo la Presidencia Pro- témpore del Uruguay; esto, a sugerencia de un programa instalado en el mes de junio pasado en la República Federativa del Brasil, y que ha arrojado la alentador disminución de los índices de violencia en el vecino país.

El programa de desarme surgió a partir del entendimiento de que la proliferación de armas de fuego en la región es una amenaza para la paz y el desarrollo y que es necesaria una demostración de los gobiernos contra ese flagelo.